Con el deseo de compartir mi experiencia en el camino de la energía…

No sólo un cuerpo...No.

También soy una mente con pensamientos, un corazón con emociones y un espíritu con inquietudes.

No, no sólo un cuerpo.

Mi cuerpo es el vehículo que me transporta durante este periodo de mi vida. Un contenedor donde se esconden mis pensamientos, emociones e inquietudes. Debo cuidarlo, alimentarlo y mimarlo para que me dure mucho y bien. En ocasiones, puedo engalanarlo con bonitos vestidos y complementos.

Con el mismo empeño que desarrollo mis músculos, cuido mi piel o decoro mi cuerpo, debo desarrollar mi mente, cuidar mi corazón y alimentar mi espíritu.

Porque todo ello junto, soy YO. Una entidad indivisible.

Cuándo yo ya no esté, mi cuerpo no será nada “cenizas a las cenizas”, pero yo no habré desaparecido: mis pensamientos y logros intelectuales serán recordados, mis emociones y las personas que amé me tendrán siempre presente y, lo que cultive con mi espiritualidad, dará frutos en los que me sobreviva, si he conseguido cambiar sólo un ápice de su ser.

¿Cómo voy a cuidar sólo mi cuerpo?

¿Cómo quedarse sólo en la cáscara?

¿Cómo no voy a mimar también mi mente, mi corazón y mi espíritu?

¡Soy un TODO!

 

Anuncios

¿Tú qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: